Volcada en la tecnología fotónica, FiberNet celebró el año pasado la puesta de largo de FiberSec, una gama de productos compatibles con cualquier sistema de transmisión óptica del mercado desarrollada para asegurar las transmisiones por fibra óptica.

Este mismo mes de junio, la compañía española perteneciente al Grupo Teldat da a conocer nuevamente los avances realizados con FiberSec. Aunque hace unos años parecía impensable que fuera necesario aplicar políticas de seguridad en la transmisión óptica, el hecho es que los clientes la demandan actualmente “tal vez con un celo excesivo” –reconoce Esther Gómez Vidal, directora de general de FiberNet–. Es por ello que la compañía ha añadido productos a su gama de FiberSec. “Ahora contamos con FIBER-Monitor, FIBER-Switch, FIBER-Locator y FIBER-Guard”. Los dos últimos son los más novedosos: mientras FIBER-Guard detecta una posible manipulación en la fibra para la obtención de la información que viaja a través de ella; FIBER-Locator, localiza el punto kilométrico concreto donde se produce un eventual error. 

Gracias al nuevo sistema de cifrado para la seguridad de las transmisiones de datos en fibra óptica, se monitoriza de forma continua las posibles manipulaciones físicas en los propios enlaces de fibra óptica. En caso de detectar algún tipo de manipulación, el sistema logra de forma automática cambiar todo el tráfico de datos a otro camino de fibra. Por otro lado, permite el cifrado de cada una de las comunicaciones del cliente para que viajen como datos encriptados. 

Europa y Latinoamérica en el punto de mira
La directora general de FiberNet asegura que crecen año tras año “a pesar del panorama español”, aún así no se ha aventurado a dar cifras concretas. En cualquier caso, en Redes&Telecom hemos calculado la facturación del año pasado teniendo en cuenta las pistas que nos aportan desde FiberNet. El ejercicio fiscal de 2010 facturó 10 millones de euros, según explicó hace justo un año José María Marín, CEO de FiberNet; mientras que en 2011 “se ha generado un volumen de negocio en términos de facturación un 25% superior al de 2010”, apunta Esther Gómez. Si echamos cálculos esto supone que la compañía ha facturado en 2011 hasta 12,5 millones de euros. 

En cuanto a proyectos facturables en servicios profesionales, los crecimientos registrados han sido de un 5% en 2010 con respecto al año anterior, un 10% en 2011 y “previsiblemente” en 2012 se cerrará con un incremento del 12,5%.
Dada la situación del mercado español, no caracterizada precisamente por dar alegrías, FiberNet está poniendo el foco en saltar al panorama internacional, donde ya ha hecho algunas incursiones. Los puntos geográficos que más le interesan son Europa y Latinoamérica.

Precisamente en Europa, este mismo año, el Grupo al que pertenece FiberNet ha comprado Funkwerk Enterprise Communications GmbH, división de la alemana Funkwerk AG. La firma pasará a llamarse Teldat GMBH, se trata de un fabricante de referencia en Europa en productos de datos, voz y seguridad para el mercado empresarial, que comercializa sus productos bajo las marcas Bintec, Elmeg y PacketAlarm. Sus ventas durante el año 2011 superaron los 30 millones de euros. “La estrategia de FiberNet con esta compra es introducirse en el mercado alemán; de momento estamos en una primera etapa de consolidación de equipos y productos en la que eliminamos aquellos que se solapan con los nuestros mientras que nos quedamos con los más interesantes”, aclara Esther Gómez. “La intención es que Funkwerk Enterprise Communications GMBH nos sirva para abrirnos puertas en el mercado alemán”.

Al otro lado del charco, la mirada está puesta en Perú, “un país que tecnológicamente está como España hace diez años y, más concretamente, en cuanto a conexiones de fibra óptica se refiere”, según explica Raúl Vicente, gerente de la línea de negocio de Telecomunicaciones de FiberNet.

El desembarco de la compañía en el Sur de América se apoyará en tres puntales básicamente como son: “instalar fibra óptica, ofrecer servicios para centros de datos y conexión de redes y crear un data center propio”, comenta Raúl Vicente. “Perú demanda toda esta oferta, ahora mismo cuenta con pocos CPDs y muy caros, como son los ofertados por Telefónica, IBM y Global Crossing”. 

De momento, FiberNet busca un socio en Perú con el que tantear la posible ubicación de un centro de datos y la creación del mismo. Después vendría la réplica de este mismo modelo por otros países del cono sur de Nuevo Continente. Sin embargo, en el caso de Brasil, la línea de actuación varía ligeramente, allí FiberNet piensa abrir una línea de producción de equipos, para que el mercado brasileño valore la inversión en su país.