ha adquirido la totalidad de Impala Networking Solutions, compañía integradora especializada en servicios de comunicaciones corporativas, seguridad TI e infraestructura para CPD.

Con esta operación, la consultora tecnológica amplía su Área de Comunicaciones, ámbito en el cual alcanzará una facturación anual agregada de 20 millones de euros y aumentará su plantilla en 75 profesionales, llegando a un total de más de 120 empleados. Unas cifras que ratifican la propuesta de valor de la consultora tecnológica y que vendrá acompañadas de la creación de un Centro de Competencia de Comunicaciones que, desde España, formará parte de la red de centros con capacidad de dar servicio a nivel mundial.

Seidor compra Impala Networks Solutions.
Seidor compra Impala Networks Solutions.

Según ha declarado Josep Benito, CEO de Seidor, “la integración de ImpalaA supone una oportunidad para reforzar y fortalecer la unidad de comunicaciones, networking, seguridad y conectividad de nuestra compañía, cubriendo una mayor diversidad de clientes y atendiendo mejor a sus necesidades en materia de soluciones tecnológicas”. Benito ha remarcado que “nos encontramos en un momento en el que los data centers, los puestos de trabajo y los crecientes servicios en la nube precisan de una mejor capacidad de comunicaciones y seguridad”, así que, ha proseguido Benito, “con esta compra, se abren nuevas vías para que Seidor cubra las necesidades TI de estos ámbitos”.

Tras la adquisición, Impala se integra en Seidor y pasa a operar, bajo la marca Impala Seidor, como la unidad de negocio de comunicaciones de la consultora tecnológica. De esta forma, la unidad, que coge un mayor impulso y refuerza sus capacidades, continuará liderada por Óscar Andreu, antiguo director general de Impala, quien asumirá el cargo de nuevo director del Área de Comunicaciones de Seidor. En palabras del propio Andreu, “de la mano de un partner referencial en el sector TI como Seidor, esta operación nos permite aumentar nuestro músculo comercial y, con ello, llegar a un mayor número de clientes, penetrando en nuevos mercados geográficos, tanto en España como en el extranjero, a la vez que multiplicando nuestra capacidad para atraer talento”.

 Tras 28 años en el mercado, centros operativos en Barcelona y Madrid y una cartera de negocio formada por un 40% de cliente público y un 60% privado, “Impala se convierte en un activo clave para que Seidor haga frente a los retos que plantea la digitalización tecnológica, el 5G y la industria 4.0, así como la seguridad del puesto de trabajo o la asociada a los entornos cloud, entre otros”, ha concluido Andreu.

Además, con la compra de IMPALA, Seidor se convierte en Gold Partner de CISCO, líder mundial en tecnología para Internet, comunicaciones y seguridad TI, ampliando su influencia en el sector tanto en el ámbito nacional como internacional.