ETNO ha celebrado su asamblea general en la que ha aprobado su estrategia y gobierno para 2022.

Lise Fuhr, directora general de ETNO.
Lise Fuhr, directora general de ETNO.

En concreto, se ha decidido que los puestos de la Junta Ejecutiva estén sujetos a un mandato de tres años. Así, la composición del Consejo se mantiene estable también para 2022 y fueron reconfirmadas las siguientes empresas (cuyo mandato expirará a finales de este año): British Telecom (Daniel Wilson), Orange (Pascal Rogard), KPN (Jos Huigen) y Telenor (Krisztina Baracsi). Además, Steven Tas (Proximus) fue reconfirmado como presidente de la Junta.

“Es una nueva fase para nuestro sector: ahora somos un socio estratégico para las instituciones y los gobiernos de la UE”

Por otra parte, durante la reunión virtual se aprobó la Estrategia de la asociación para el próximo ejercicio y que se basa en los siguientes 4 puntos:

  • Recuperación y crecimiento: focalizado en la inversión en redes, despliegue más rápido de redes digitales, mercados de telecomunicaciones eficientes, habilitación de industrias verticales;
  • Sostenibilidad: con enfoque en la red de telecomunicaciones de consumo energético cero y circular, conectividad rural, inclusión social, habilidades digitales, privacidad y seguridad;
  • Liderazgo de la UE: con especial atención a los servicios digitales europeos, la economía de datos de la UE, las futuras innovaciones de red (edge cloud, Open-RAN), la competencia digital justa, el diálogo UE-EE. UU.
  • Valor para los miembros: centrado en la defensa de los miembros de ETNO, rápida respuesta del equipo de ETNO, procedimientos ajustados y transparentes, iniciativas de alto valor añadido.

Asimismo, se ha aprobado un presupuesto estable para 2022, que permitirá invertir en actividades de alto valor agregado. También el equipo perteneciente a ETNO se refuerza aún más, con 10 miembros dirigidos por el director general.

Durante el encuentro, Lise Fuhr, directora general de ETNO, dijo: “Es una nueva fase para el sector de las telecomunicaciones de Europa: el sector puede ofrecer soluciones muy relevantes para muchos de los desafíos sociales actuales. De la inclusión a la eficiencia energética (zero net), del crecimiento a la soberanía digital, las empresas de telecomunicaciones son ahora un socio estratégico tanto para las instituciones europeas como para los gobiernos nacionales”.