17:25 - Miercoles, 21 de agosto 2019
Redes Telecom > Especiales > Informática Profesional > Cómo descubrir los costes ocultos de los CPDs

Informática Profesional

Cómo descubrir los costes ocultos de los CPDs

Mucho más importante que buscar la última tecnología que incorporar al centro de datos es tratar de realizar una puesta a punto del CPD que implique también descubrir costes ocultos, verdadero lastre para los gestores de los centros de datos.
escrito por: Redacción RedesTelecom07 de julio 2009
Imprima esta noticia

Cristina López

Si cuenta con buenos equipos, los sistemas de refrigeración son los adecuados y su estrategia válida, pero los gastos siguen siendo excesivos, una de dos: o su plan de gestión del CPD no es válido o pierde dinero debido a los costes ocultos. Así lo explicaba Patrick Fogarty, Consulting Engineers Norman Disney&Young, en la segunda edición de la conferencia de DatacenterDynamics Madrid, celebrada el pasado mes de junio, al tiempo que aclaraba que en muchas ocasiones “los responsables de gestionar un centro de datos invierten en buenas soluciones, que incluso son económicas, pero siguen encontrándose con gastos muy elevados” debido a que han diseñado erróneamente el centro de datos con respecto a las necesidades de uso que requerían.

Patrick Fogarty recordaba también que aplicar la fórmula de PUE (Power Usage Effectiveness o Uso Eficiente de la Energía) a todos los data centers como método estándar para valorar si la gestión es adecuada, no siempre es efectiva: “No todos pueden alcanzar los ratios de Google, que es un modelo a seguir. En realidad, la comparación correcta no es la que se obtiene aplicando una fórmula general y contrastando datos de un CPD con otro, lo acertado es comparar qué hacías hace unos meses y qué haces ahora, es decir, cómo vas mejorando”. ¿Por qué? Debido, principalmente, a que muchos centros de datos cuentan con instalaciones obsoletas que no se ajustan a los modelos actuales y se limitan a ir renovando infraestructuras. El consultor recuerda que, actualmente, hay dos modelos de diseño de centro de datos: el primero consiste en elegir tecnologías de desarrollo e ir mejorándolas a medida que se necesita, mientras que el segundo aboga por renovar instalaciones y equipos
en función de las demandas de velocidad y capacidad que exija el negocio. La propuesta de Patrick Fogarty es estudiar también cómo reducir gastos y adaptarse al entorno “muchas veces se puede aprovechar el frío exterior y no se hace, por ejemplo”.

Construcción y energía
Por su parte, el CTO de Digital Realty Trust, Jim Smith, incidía en la importancia de la fórmula PUE pero recalcaba que no es necesario realizar grandes mediciones “basta con hacer una hoja de cálculo con cierta regularidad para saber cuál es el rendimiento del centro de datos”. De hecho, lo más decisivo es “ser constante a la hora de recoger información sobre el consumo energético del CPD y saber reaccionar a la vista de los resultados”. Sin embargo, no se suele actuar así y “primero se diseña el CPD y después se piensa en controlar los gastos que éste genera, cuando lo correcto es calcular un previsible PUE y en función de éste diseñar un CPD que permita ahorrar costes desde el primer día”.

Sin salirse de la misma línea argumental, el director gerente de PQC Garcerán Rojas apostó por saltarse los detalles teóricos y analizar las caídas de 30 CPD ubicados en España (la mayoría de ellos en Madrid) para resaltar así que tratar de ahorrarse costes en infraestructura o flaquear en el soporte y mantenimiento del centro de datos muchas veces supone caídas del CPD difíciles de remontar. Como ejemplo concreto Garcerán Rojas citó el caso de un gestor que “invirtió seis millones de euros en equipos y escatimó 600 euros en
complementos, y al final la falta de esos complementos provocaron que el CPD se cayera varias veces”. Para el director gerente de PQC las causas de caída de un centro de datos se pueden clasificar en cuatro criterios: diseño, ejecución, uso y explotación, y componentes; debiéndose el 51,7 por ciento de las caídas al uso y explotación y el 25 por ciento al diseño.

Diversidad de equipos
Además de debatir sobre costes ocultos y la importancia de diseñar acertadamente un CPD, en las conferencias también se analizaron las tecnologías punteras que más se demandan para los data centres. En este sentido, Pedro Prestel, director de Terremark Madrid, resaltaba la diversidad de equipos y de plataformas tecnológicas “todos ellos orientados a ver cómo acceder a la información de la manera más rápida, eficaz y económica”.

El directivo resaltaba el protagonismo que está alcanzando la tecnología de cloud aplicada a los centros de datos, equiparable “a los mainframe de hace unos años y dejando claro que su principal diferencia esté probablemente en la potencia y capacidad de cloud”. Actualmente los negocios dependen de aplicaciones cada vez más complejas y éstas, a su vez, funcionan gracias a que son soportadas por una plataforma robusta, sí la arquitectura se cae, el negocio se para temporalmente, de ahí que “se deban elegir tecnologías que permitan asegurar la continuidad de negocio 24 x 7”, señala Pedro Prestel, al tiempo que aboga por “la nube y la virtualización, ejecutando cuatro pasos: analizar el entorno de trabajo, consolidar equipos (ver qué tengo y qué necesito, eliminando lo que sobra), virtualizar para aprovechar mejor los recursos hardware y recurrir al cloud para utilizar el hardware bajo el modelo de servicio (HaaS o Hardware as a Service)”.

Sin embargo no todo es tan sencillo, el directivo reconoce que cualquier opción que se escoja es susceptible de incurrir en tres problemas: Infravalorar las necesidades, sobredimensionar la infraestructura para después infrautilizarla o excederse en la complejidad del proyecto. Acertar con las dimensiones adecuadas es tener medio camino andado. Por otro lado, el director general para España y vicepresidente del Área Mediterránea de APC By Schneider Electric, Enric Costa, abogó por la importancia de elegir el sistema de refrigeración correcto, “dado que aplicar una estrategia energética adecuada puede llegar a reducir hasta un 30 por ciento el gasto energético de un CPD”. El directivo recordó dos datos que se suelen pasar por alto: que actualmente el coste energético de un kw hora es muy barato “de unos 12 céntimos/kw, porque el Gobierno subvenciona el coste energético, pero el día que deje de hacerlo el pago del consumo de energía será la partida más cara de un CPD” y, en segundo término, advirtió que “el 99,9 por ciento de los vatios de entrada a un centro de datos se convierte en calor que hay que eliminar”. ¿Qué hacer ante esta situación? “aprovechar los recursos y apostar por utilizar sistemas eficientes que ofrezcan detalles pormenorizados del consumo y la carga TI”, argumentaba Enrique Birlanga, director de desarrollo de negocio de APC by Schneider Electric.

Birlanga aportó varios consejos para optimizar el frío en el data center: moverse de refrigeración de sala a refrigeración dinámica de rack, emplear economizadores de refrigeración, dimensionar adecuadamente a través de equipamiento de potencia y refrigeración modular, utilizar SAIs de alta eficiencia y realizar un control dinámico de la planta de refrigeración.
  Conversaciones de pasillo

Redes Telecom > Especiales > Informática Profesional > Cómo descubrir los costes ocultos de los CPDs
  • más visto
Powered by WebShareContentBPS Business Publications Spain
© 2019 BPS Business Publications Spain S.L. Todos los derechos reservados.
Si quiere estar informado, suscríbase gratis a los boletines de noticias TIC.