21:29 - Sábado, 21 de septiembre 2019
Redes Telecom > Reportajes > Informática Profesional > Virtualización, agilizar procesos de manera remota

Informática Profesional

Virtualización, agilizar procesos de manera remota

Bajo el paraguas de la virtualización se engloban toda una serie de tecnologías que están modificando el mundo de las TI.
escrito por: Gustavo Ciuffo08 de febrero 2010
Imprima esta noticia

Por Charo Sánchez

La virtualización se ha convertido en una herramienta indispensable en casi todos los departamentos de las grandes corporaciones, de hecho, gran parte de este año 2009 se ha venido hablando de ella. Y aunque, en principio, siempre se ha basado en los servidores, día a día están tomando importancia aspectos como la virtualización del puesto de trabajo o de escritorios, ampliándose el concepto también a almacenamiento, PCs y redes de comunicaciones. Sobre todo a partir de 2012, pues las estimaciones hechas por diversas consultoras señalan que una de las principales áreas de inversión de las empresas será la de virtualización. “El mercado de la virtualización está experimentando un crecimiento y expansión imparable. Hoy prácticamente todas las grandes empresas de nuestro país han abordado algún proyecto de virutalización y cada vez más, las pymes optan también por la virtualización como solución”, afirma Ester de Nicolás, Product Marketing Manager de Servidores Estándares de HP Española.

Por ello, la opinión más generalizada es que cualquier momento es bueno para llevarla a cabo, básicamente, por las ventajas que presenta: reducción de costes, consolidación de equipos, fiabilidad para la infraestructura, recuperación ante desastres, ahorro energético, etcétera. “La virtualización permite a las empresas maximizar los recursos del hardware, ofreciendo ventajas en aspectos como el ahorro energético o la mejora en la refrigeración de los equipos”, señala David Herranz, responsable de servicios de consultoría de Dell España. Pero también añade una serie de inconvenientes que se basan en la necesidad de cuantificar los beneficios obtenidos, los requisitos de configuración o la carga de trabajo que se incorpora al equipo de TI. Así, según Luis Palacios, director de desarrollo de negocio para virtualización en el área mediterránea de Cisco, éstos se centran más en “la complejidad de los proveedores es una de las barreras más importantes que afrontan los clientes hoy en día, ya que les obliga a incurrir en enormes gastos de explotación para la integración, personalización e implantación”. Mientras que Carlos Gallego, consultor del área de virtualización de sistemas de Osiatis, pondría el acento en “la compatibilidad de plataformas sobre las que virtualizar, que no siempre se da aunque cada día está más estandarizado”.
Y si el concepto está bastante extendido entre las grandes corporaciones son las pymes las que comienzan, paso a paso, a adentrarse en este mundo, aunque con cierta prudencia. “Las pymes pueden recurrir a servicios que están en otros proveedores y que pagan de acuerdo con el uso que hagan de ellos o pueden apostar por tener infraestructura propia. Es razonable entender que las pymes, como empresas, pueden optar a la solución más adecuada para dar continuidad a su negocio”, afirma Sergio Reiter, Product Manager de Servidores Fujitsu. Por su parte, Javier Pérez, director de la Unidad de Servidores y Almacenamiento de Investrónica, concluye: “Una ventaja importante para este tamaño de empresa es la facilidad y simplicidad para la realización de back-ups de servidores y de los puestos de trabajo en arquitecturas virtualizadas, frente a infraestructuras físicas”.

Un mercado floreciente
Esta tecnología ha madurado lo suficiente como para convertirse en una parte fundamental de la estrategia de las grandes y medianas corporaciones, así como de las administraciones públicas, fundamentalmente por sus beneficios en lo que respecta a consolidación de infraestructuras. Llegados a este punto se abre el debate de saber si lo más idóneo es virtualizar todo el parque de PCs o sólo el departamento en el que sea realmente necesario. De hecho, las soluciones de virtualización disponibles hoy en día cubren todos estos aspectos, por lo que sería posible analizar distintas posibilidades en función de las necesidades de las empresas. “El objetivo debe ser virtualizar todos los PCS de la empresa, pero dentro de una organización existen muchos perfiles de usuarios, los básicos, los avanzados, los que requieren un PC físico en vez de uno virtual; hay empleados que tienen necesidad de prestaciones multimedia, otros que trabajan en oficinas centrales, etc.”, afirma Arturo Selgas, director de marketing de Citrix. En cambio, Miguel Ángel Martín, arquitecto de soluciones de CA, se inclina más por apuntar que la opción que ofrece garantías es “contratar servicios no críticos aprovechando la posibilidad de convertir los gastos de capital en gastos operativos e ir, progresivamente, añadiendo más servicios a esta nueva arquitectura”. Por otro lado, en un entorno tan competitivo como el actual, la alta disponibilidad de la red se vuelve especialmente necesaria para las compañías, por lo que el centro de datos evolucione constantemente hacia una red eficaz que mantiene las demandas de crecimiento requeridas por las nuevas aplicaciones. “Teniendo en cuenta las ventajas que aporta la virtualización del puesto de trabajo, deberíamos tender hacia la virtualización 100% del parque de los puestos de trabajo de la empresa”, concluye Javier Pérez, director de la Unidad de Servidores y Almacenamiento de Investrónica.
  En donde sí están todos los portavoces consultados de acuerdo es en afirmar que, en épocas de crisis como la actual, la virtualización es la mejor opción pues es una tecnología que está en claro crecimiento. “Los beneficios son notables casi inmediatamente después de implantar esta técnica –advierte María Ramírez, ingeniero preventa de Trend Micro España–, por eso la amortización, la obtención de beneficios y la mejora de la productividad son rápidas. Está siendo una opción adoptada por muchas empresas en medio del panorama económico en el que nos encontramos”. Por lo que todas aquellas propuestas tecnológicas que no supongan un ahorro de costes a corto plazo han salido perjudicadas, de ahí que el reto de los directivos de tecnología sea conseguir una infraestructura más flexible y con costes operativos más reducidos. “Las tecnologías cloud han sido y serán, durante los próximos años, la gran apuesta tecnológica por sus ventajas en cuanto a flexibilidad en costes y capacidad, adaptadas a las necesidades cambiantes de los clientes”, indica Alejandro Solana, director técnico de VMware en España. A la par que han de democratizarse para que dicho software pueda ser usado tanto por grandes corporaciones como por pequeñas y medianas empresas. “La virtualización se ha convertido en una de las principales tecnologías en el entorno empresarial actual, tanto para los entornos servidor, como para cualquier activo TI, es decir, networking, almacenamiento, sistemas operativos, aplicaciones, incluso el escritorio”, confirma Emilio Paz, jefe de producto de Windows Server de Microsoft Ibérica. Es decir, supone ventajas importantes sobre todo en términos de ahorro y control de costes, por lo que se podría afirmar que el futuro pertenece a un mundo TI virtualizado que “operará en función de los procesos de negocio, ya que las compañías seguirán invirtiendo activamente en ella y, cada vez más, tendrá una mayor influencia sobre los servicios críticos para el negocio”, indica Miguel Ángel Martín, arquitecto de soluciones de CA.
Según la consultora Gartner, a finales de 2009 la virtualización habría generado un volumen de negocio cercano a los 2.100 millones de euros en todo el mundo, mientras que en el año 2012 estarán virtualizados el 60 por ciento de los PCs corporativos. Por su parte, IDC señala que para el año 2011 la mitad de los servidores existentes en el mundo serán virtuales. Estamos asistiendo, por tanto, a un momento en el que la globalización está conformando los procesos de negocio empresariales y donde cobran importancia aspectos como la eficiencia energética o el ahorro de costes. “El mercado de la virtualización –afirma Luis Palacios, director de desarrollo de negocio para virtualización en el área mediterránea de Cisco–, es un mercado en crecimiento ya que sólo con la tecnología de nube privada y virtualización del centro de datos se estima que, de aquí a cinco años, se podrían cubrir unos 85.000 millones de dólares estadounidenses, es decir, un 20 por ciento del mercado total”. Un volumen de negocio que generará, tanto por software como por servicios de virtualizacion, cerca de 12.000 millones de dólares para el año 2011. “La mayoría de las consultoras destacan la virtualización como la tecnología que tendrá mayor impacto en la empresa hasta 2012, debido al gran potencial que tiene y a los grandes beneficios que aporta a las infraestructuras de TI”, concluye Carlos Gallego, consultor del área de virtualización de sistemas de Osiatis.

Redes Telecom > Reportajes > Informática Profesional > Virtualización, agilizar procesos de manera remota
  • más visto
Powered by WebShareContentBPS Business Publications Spain
© 2019 BPS Business Publications Spain S.L. Todos los derechos reservados.
Si quiere estar informado, suscríbase gratis a los boletines de noticias TIC.