Hanen García, Global Telco Solutions Manager de Red Hat.
Hanen García, Global Telco Solutions Manager de Red Hat.

Las alternativas inalámbricas, como Wi-Fi o 5G están comiendo terreno al cable en el acceso a Internet, ¿está de acuerdo con esa afirmación? ¿en qué escenarios tendrán protagonismo unas y otras?  

Hoy en día las tecnologías inalámbricas actúan como un complemento de las redes fijas, sin embargo, hay escenarios donde tecnológicamente las redes 5G pueden reemplazar las redes fijas en algunos casos de uso, como el ejemplo de “Fixed Wireless Access” - donde el acceso Internet es realizado vía la red móvil.

En todos los casos, las redes móviles seguirán siendo complementarias, pero con mucho más protagonismo en áreas con menos densidad de población donde el coste de despliegue de las redes fijas sigue siendo una barrera.  

En su opinión, ¿qué importancia tienen las redes de acceso fijo en el mundo?  

El hecho que 80% del tráfico de Internet transite a través de las redes fijas, quiere decir que una gran mayoría de las transacciones y entrega de servicios digitales son hechas vía estas redes y eso incluye tanto residenciales como empresariales.

“El 80% del tráfico de Internet transita a través de las redes fijas”

Lo mismo sucede con el cambio en el consumo de televisión que se está produciendo en algunos países, en los que se está dejando de pagar por la suscripción por cable para usar las nuevas plataformas de streaming.

“Aún estamos lejos de tener un acceso a Internet únicamente vía red inalámbrica”

En todo caso las operadoras de redes fijas están invirtiendo masivamente en el despliegue de fibra óptica terrestre y marino. Aún estamos lejos de tener un acceso a internet únicamente vía la red inalámbrica con un ancho de banda alto y utilización ilimitada, y por ende la importancia que sigue teniendo la red fija. 

¿En qué consiste la “transformación del acceso fijo” y cómo afecta a los operadores de telecomunicaciones? 

La gran mayoría de las operadoras de telecomunicaciones han hecho un avance tecnológico adoptando tecnologías de virtualización en sus redes móviles. Ahora es el momento para dar el siguiente paso adoptando tecnologías de nube nativa en las redes de acceso fijo. Esta transformación tecnológica acompaña las demandas del negocio en cuanto a reducción de costes en las redes de acceso para soportar el aumento de la capacidad y el crecimiento de la red, especialmente con el constante despliegue de fibra óptica.

“La transformación del acceso fijo es un viaje donde la tecnología de nube nativa, la separación de software y hardware, y la automatización, son las primeras paradas tecnológicas”

En sí, la transformación del acceso fijo es un viaje donde la tecnología de nube nativa, la separación de software y hardware, y la automatización, son las primeras paradas tecnológicas. En Red Hat, ya estamos acompañando a las empresas de telecomunicaciones en ese viaje de transformación de sus redes tanto a nivel de la infraestructura como el de las operaciones.  

¿Cuáles son las cualidades que definen a un buen proveedor de servicios digitales o DSP?  

Más allá de la tecnología, estamos hablando de transformar el negocio como proveedor de conectividad hacia habilitador de servicios digitales, incluyendo la producción, distribución y monetización de esos mismos servicios. En este nuevo escenario, el DSP debe contar con la agilidad necesaria en su infraestructura para ofrecer nuevos servicios al ritmo de la demanda del cliente.

Allí es donde plataformas de nube nativa como Red Hat OpenShift y de automatización como Red Hat Ansible Automation Platform ofrecen a las operadoras de telecomunicaciones la flexibilidad y escalabilidad necesarias en sus infraestructuras para modernizar sus redes y agilizar el paso a una nueva etapa de la entrega de servicios digitales. 

En este contexto, ¿qué aporta una infraestructura nativa de la nube a los CSP?  

Hay muchos beneficios que aporta la infraestructura de nube nativa, entre ellos la flexibilidad, escalabilidad, rendimiento y seguridad que, en conjunto con la automatización, proveen la agilidad necesaria para el despliegue y operación de servicios de la redes fijas y móviles. Tanto en redes móviles como en redes fijas la separación entre el flujo de datos y el control de la red es un factor que permite a las operadoras de telecomunicaciones de gerenciar la carga de la red en función de la demanda en tiempo real, y esto es solo posible con una infraestructura de nube nativa, basada en plataformas de contenedores como Red Hat OpenShift. 

Finalmente, ¿qué otras tendencias en el mundo de las telecomunicaciones veremos en los próximos años?  

De la mano con los servicios digitales de consumo masivo como la distribución de contenido digital, la realidad aumentada, y servicios personalizados apalancados por la Inteligencia Artificial, también veremos el auge del edge computing y esto a través tanto de las redes móviles como las redes fijas.

Empezamos a ver servicios digitales ofrecidos por nuevos proveedores que permitirán la movilidad de la economía de los países más allá de sus fronteras geográficas. La rapidez de las empresas de telecomunicaciones a realizar estas nuevas oportunidades de negocio está directamente ligada a la rapidez de abrazar una nueva cultura digital e identificar el socio que los acompañe durante su viaje de transformación tecnológica, cultural, y finalmente del negocio.