Infinera y GlobalConnect han probado con éxito una transmisión de fibra óptica coherente a 400 gigabits por segundo (400G) a través de una red de transporte Metro fija de 50 gigahercios (GHz) simultáneamente con canales 10G preexistentes.

Tras la fusión con Broadnet, la infraestructura de fibra abierta GlobalConnectabarca más de 42,000 kilómetros y proporciona la base para una amplia gama de servicios para clientes mayoristas y corporativos. Realizado a través de un enlace óptico GlobalConnect en vivo en el área metropolitana de Oslo, la prueba de campo contó con las últimas capacidades de transmisión coherente de la plataforma modular compacta Infinera Groove G30 e interoperabilidad sin fisuras con la infraestructura de transporte de metro desplegada. El test  incluyó múltiples casos de uso de transmisión de longitud de onda ajena 300G y 400G a través de un enlace de red de metro en vivo originalmente diseñado y que actualmente ejecuta longitudes de onda 10G utilizando la tecnología de modulación de activación / desactivación (OOK).

La demo mostró la capacidad de aumentar la capacidad de una red basada en OOK diseñada para 10G al pasar de 10G a 400G por longitud de onda, incrementando de esta manera la capacidad de fibra a 32 terabits en una red de metro fija de 50 gigahercios (GHz) existente.

 Transmisión a 400Gb sobre una red Metro de 50GHz
Transmisión a 400Gb sobre una red Metro de 50GHz

"Con el crecimiento explosivo del tráfico de datos y la aceleración de la transformación digital, la flexibilidad y la escalabilidad de la red óptica siguen siendo críticas para responder a las necesidades de comunicaciones en evolución de nuestros clientes", dijo Anders Kuhn Saaby, CTO de GlobalConnect. "Seguimos comprometidos con el avance de nuestra infraestructura de fibra con tecnologías de vanguardia para mantener el ritmo de las crecientes demandas de capacidad y permitirnos expandir nuestro mercado".

Infinera Groove G30 es una solución de red abierta y desagregada diseñada para ser compatible con sistemas de línea óptica de terceros y diversos entornos de red, incluidas las redes de metro no coherentes con ingeniería 10G convencionales diseñadas con OOK, una tecnología de transporte heredada que plantea limitaciones para la actualización a longitudes de onda de mayor capacidad.

"Nos complace trabajar con GlobalConnect para mostrar el rendimiento de vanguardia de nuestra solución modular compacta Groove G30", señala Glenn Laxdal, vicepresidente senior de Soluciones Desagregadas, Edge y Access en Infinera. "Esta solución ayuda a los operadores de red a eliminar los obstáculos tecnológicos para escalar sin problemas la infraestructura de red 10G convencional y satisfacer de manera rentable las demandas de los clientes de mayor capacidad".