Vodafoney la UIT han puesto en marcha una importante iniciativa para hacer frente a la brecha digital que existe en el mundo con el objetivo de conseguir que 3.400 millones de personas más puedan acceder y utilizar Internet a través de un smartphone en 2030.

Dado que las redes de banda ancha móvil (4G) proporcionan cobertura en la actualidad al 82% de la población de los países de renta baja y media, la brecha en el uso de móviles es 6 veces mayor que la brecha existente en cuanto a cobertura.

En consonancia con los objetivos globales de asequibilidad y conectividad para 2025 de la , el nuevo grupo de trabajo identificará intervenciones políticas, comerciales y de economía circular que contribuyan a aumentar el acceso a los smartphones.

Copresidido por el CEO del Grupo Vodafone, Nick Read, y el secretario General de la UIT, Houlin Zhao, entre los partners que participarán en la puesta en marcha del grupo también se encuentran the Alliance for Affordable Internet, GSMA, el gobierno de Ghana, Safaricom, Smart Africa, Vodacom Group y la World Wide Web Foundation.

Vodafone y la ITU conectarán a 3.400 millones de personas con smartphones en 2030.
Vodafone y la ITU conectarán a 3.400 millones de personas con smartphones en 2030.

Los móviles representan el 86 % de las conexiones a internet en los países de renta baja y media3, lo que pone de relieve la importancia de los móviles a la hora de abordar este problema. Sin embargo, miles de millones de personas siguen utilizando teléfonos no inteligentes sin conexión a internet y el mercado de 2G sigue creciendo. Esto significa que la brecha digital se está ampliando, ya que la pandemia mundial ha acelerado el desarrollo de sociedades digitales y los smartphones se están convirtiendo cada vez más en la puerta de acceso a los servicios públicos —incluidas la educación y la atención sanitaria—, a los servicios financieros, al mercado de trabajo y a la administración de empresas.4

Nick Read, CEO de Vodafone Group, ha comentado: “En Vodafone nos sentimos honrados de poder formar parte de esta monumental iniciativa mundial con la ONU para mejorar la vida de miles de millones de personas gracias al acceso a smartphones. A medida que se digitalizan nuestras sociedades, todo el mundo debería tener la oportunidad de encontrar trabajo y obtener servicios públicos, servicios financieros e información crítica que, cada vez más, solo está disponible a través de Internet. Se trata de un reto tan complejo que ningún operador de red, fabricante de dispositivos, proveedor de servicios financieros o gobierno nacional puede resolverlo por sí solo, pero trabajando juntos podremos superar las dificultades”.

Por su parte, Houlin Zhao, secretario General de la UIT, señala: “La consecución de los objetivos globales de la Comisión sobre la Banda Ancha requiere una metodología en la que intervengan múltiples grupos de interés. Me complace copresidir este grupo de trabajo, que también ayudará a abordar los retos que plantea la pandemia del COVID-19 y a facilitar dispositivos inteligentes a quienes se han quedado atrás”.

El Grupo de Trabajo de la Comisión sobre Banda Ancha elaborará un informe y un conjunto de recomendaciones concretas, entre las que se incluyen:

•análisis y datos originales sobre la brecha de acceso a smartphones;

•cuantificación del impacto social y económico de proporcionar acceso universal a smartphones para 2030, con una evaluación de la migración de los usuarios de teléfonos 2G a smartphones 4G, y

•análisis de las iniciativas o proyectos piloto diseñados para aumentar el acceso a smartphones. El Grupo Vodafone se ha comprometido a poner en marcha dos proyectos piloto sobre la asequibilidad de los dispositivos en el marco de este proceso.

“Esta alianza es fundamental para ampliar el acceso a internet”, observa Doreen Bogdan-Martin, directora de la Oficina de Desarrollo de las Telecomunicaciones de la UIT. “Confío en que el informe de resultados sirva de orientación a todos los grupos de interés en la preparación de la Conferencia Mundial de Desarrollo de las Telecomunicaciones de la UIT de 2022 para conseguir un mundo en el que nadie se quede sin conexión”.

 

“Africa.Connected”

Coincidiendo con la creación del nuevo grupo de trabajo, Vodafone, Vodacom y Safaricom también han publicado el segundo informe  sobre la aceleración de la implantación de 4G en el África subsahariana. El informe, elaborado por la consultora independiente Caribou Digital, recomienda adoptar una metodología que incluya a múltiples grupos de interés, con cuatro pasos clave para mejorar la integración digital en todos los países africanos, donde la brecha móvil es más amplia:

1.Facilitar el acceso a dispositivos 4G. Casi 2.500 millones de personas viven en países en los que el coste del smartphone más barato resulta prohibitivo. Para abordar este problema se recomienda ampliar los planes de financiación de dispositivos para personas con escaso o nulo historial crediticio, reducir los impuestos sobre las importaciones de smartphones 4G y aumentar la fabricación local de dispositivos en África.

2.Invertir en la demanda de servicios 4G. Se prevé que 375 millones de jóvenes africanos se incorporarán al mercado laboral para 2030 y deberán tener conocimientos que les permitan destacar en una economía digital. El informe recomienda aumentar la financiación y la ayuda a las nuevas empresas digitales y para que los fabricantes de dispositivos puedan crear productos más inclusivos.

3.Proporcionar financiación específica a grupos demográficos desatendidos. Los programas deben tener en cuenta y abordar la gran brecha de género y la brecha rural en lo que se refiere a la posesión de dispositivos en el África subsahariana.

4.Reutilizar el espectro 2G. El reaprovechamiento del espectro móvil que se utiliza actualmente para los dispositivos 2G permitiría a un mayor número de personas utilizar 4G.