Según el informe Gestión Omnicanal de la atención al ciudadano, los cimientos del crecimiento presentado por Frost & Sullivan yAltitude Software, proveedor global de Soluciones Omnicanal dirigidas a mejorar la Experiencia de Cliente, los municipios son conscientes de la necesidad de que se les considere entidades modernas y con capacidad de respuesta. De hecho, el 70% de los líderes de las smart cities tienen como objetivo prioritario mejorar las interacciones con sus habitantes para lograr un mayor compromiso.

Los contact center omnicanal son aliados imprescindibles para comunicarse con los ciudadanos y mantenerles informados por todos los canales: teléfono, web, aplicaciones móviles... El informe identifica cinco ejes de interacción con los ciudadanos para que los ayuntamientos puedan construir smart cities útiles para ellos:

1. Promover la participación mediante herramientas de autoservicio.  

2. Seguir las preferencias en cuanto a canales favoritos de comunicación.

3. Compartir públicamente y con transparencia datos que muestren la rapidez de la respuesta del ayuntamiento para reforzar la participación ciudadana.

4. Usar los datos de las consultas para optimizar los servicios.

5. El ciudadano es el centro del proyecto.

Para que la omnicanalidad sea una realidad es importante que los ayuntamientos tengan en cuenta los contact center como herramienta para coordinar procesos y gestionar datos de forma eficaz y útil para los habitantes de las smart cities. “Los ciudadanos tienen que llegar rápidamente a la persona adecuada o poder acceder a la información que necesitan. Deben sentir cómo sus problemas están en proceso se ser resueltos, independientemente del canal que elijan ", afirma Alfredo Redondo, CEO de Altitude Software. Ejemplos como el de Línea Madrid, que gracias a su servicio de atención al ciudadano omnicanal ahorró 1,7 millones de euros al tiempo que aumentó las interacciones con los madrileños, marcan la línea a seguir.

Mediante los contact center omnicanal, las administraciones públicas consiguen operaciones más dinámicas y el acceso a una visión unificada de la información del cliente, lo que les permite igualar los niveles de servicio que los ciudadanos esperan de los sectores comerciales.