Hispasat ha aprobado la instalación de una planta fotovoltaica en su centro de control de satélites ubicado en Arganda del Rey (Madrid). Se estima que esta planta estará operativa en menos de un año, y se prevé que aporte un 26% de la energía necesaria para el funcionamiento del centro. Supondrá una producción anual de cerca de 782.000 kW y un ahorro acumulado durante la vida prevista de la misma de 1,5 millones de euros, así como una importante reducción del impacto ambiental generado por la actividad de la compañía.

Esta decisión se suma a la iniciativa puesta en marcha en 2018, cuando el operador firmó un contrato con Acciona Green Energy para que el suministro de electricidad de este mismo centro se realice con Garantía de Origen (GdOs) que acredita que el 100% de electricidad consumida ha sido producida por fuentes renovables o de cogeneración de alta eficiencia en cualquier punto del país.

Con ambas acciones, la compañía se asegura la procedencia de energía íntegramente verde, lo que implica una disminución del uso de combustibles fósiles con el fin de evitar el calentamiento global y una reducción de la huella ecológica de la operadora al tratarse de energía renovable, inagotable y no contaminante.

Hispasat mejora la eficiencia energética de su centro de control de satélites de Madrid
Hispasat mejora la eficiencia energética de su centro de control de satélites de Madrid

Estas acciones limitarán las emisiones de CO2 a la atmósfera procedentes del consumo de electricidad y contribuirán así a la preservación del medio ambiente.

Ambas iniciativas se enmarcan en la política de Responsabilidad Social Corporativa de Hispasat en línea con el respeto al medio ambiente como parte de su compromiso global con la sostenibilidad y la excelencia y con la búsqueda de la mejora de la eficiencia energética en sus instalaciones.