Cellnex Telecom ha fijado las condiciones de una nueva emisión de bonos senior convertibles y no garantizados de la compañía. La colocación ha alcanzado los 1.500 millones de euros. Las acciones subyacentes a los bonos equivalen a un 3,2% del capital de la telco.

El precio de conversión inicial de los bonos, que está sujeto a los ajustes habituales, ha quedado fijado en 97,07 euros, lo que equivale a una prima del 70% sobre el precio de colocación por acción existente determinado en la colocación acelerada concurrente llevada a cabo por J.P. Morgan Securities y Morgan Stanley & Co. International.

Esta emisión se suma a las anteriores emisiones de bonos convertibles llevadas a cabo por la multinacional desde su salida a bolsa en 2015, una por 800 millones de euros llevada a cabo en dos tramos - 600 millones en enero de 2018, seguida de una emisión adicional fungible con la primera por importe de 200 millones en enero de 2019 - con vencimiento en 2026, y otra por 850 millones de euros llevada a cabo en julio de 2019 con vencimiento en 2028.

Cellnex coloca 1.500 millones de euros en bonos convertibles.
Cellnex coloca 1.500 millones de euros en bonos convertibles.

Los bonos devengarán un interés fijo anual del 0,75% pagadero a año vencido. Los bonos que no se hubieren convertido, amortizado o cancelado en la fecha de vencimiento se amortizarán en su totalidad por un importe nominal incrementado (importe nominal más prima) igual a un 107,37% del importe nominal de los bonos. Esto implicará un rendimiento a vencimiento del 1,375% anual. Además, los bonos serán convertibles en acciones ordinarias de Cellnex a decisión de los titulares de los mismos. Asimismo Cellnex también podrá amortizar en su totalidad (no parcialmente) los bonos emitidos, si a partir del 11 de diciembre de 2028, el valor de mercado de las acciones subyacentes por cada 100.000 euros de nominal de cada bono excede el 150% del importe nominal incrementado de los bonos (según se establece en los términos y condiciones) durante un periodo determinado de tiempo, o bien también si, en cualquier momento, más del 85% del importe nominal agregado de los bonos inicialmente emitidos ha sido convertido y/o canjeado, amortizado o recomprado y cancelado.

Se espera que Fitch asigne a los bonos la calificación de BBB-. Igualmente se solicitará la admisión a negociación de los bonos en el Mercado Abierto (Freiverkehr) de la Bolsa de Frankfurt.

En el contexto de la emisión, Cellnex ha asumido un compromiso de lock-up hasta pasados 90 días de la fecha de emisión en relación con acciones y valores relacionados, sujeto a ciertas excepciones, incluyendo, en línea con el contrato suscrito en el marco de su salida a bolsa (IPO, por sus siglas en inglés) y la última emisión de bonos convertibles por Cellnex, desde 30 días naturales a 90 días naturales (ambos incluidos) tras la fecha de emisión, la emisión (o bien transmisión o venta), en el marco de actividades de M&A, de acciones representativas de no más del 50% del capital social de la Sociedad en la fecha de emisión.