La Asociación Nacional de Operadores Locales de Telecomunicaciones (AOTEC) ha planteado al Gobierno central que las empresas que gestionan las telecomunicaciones en España puedan limitar la velocidad de acceso a aquellas webs denunciadas por piratería y sobre las que los tribunales consideren que existan indicios fundados de esta conducta, una medida que podría aplicarse de forma cautelar y que podría ser utilizada de inmediato por los tribunales de justicia, que hoy únicamente utilizan las órdenes de prohibición total de conexión a las webs piratas.

El presidente de AOTEC, Antonio García Vidal, ha planteado esta medida en el transcurso de una reunión con la secretaria de Estado de Justicia, Carmen Sánchez-Cortés; el director general de relaciones con la Administración de Justicia, Joaquín Delgado y el vocal asesor de la Secretaria de Estado, Juan Antonio Lara Domínguez. Encuentro en el que también han participado la vicepresidenta de la asociación de operadores, María Jesús Cahué y los presidentes de las asociaciones regionales andaluza, Acutel, Juan Manuel Armario y catalana, Acotec, Javier Edo.

AOTEC propone restringir la velocidad de acceso a webs denunciadas por piratería.
AOTEC propone restringir la velocidad de acceso a webs denunciadas por piratería.

Restringir la velocidad de acceso tiene un efecto disuasorio frente a la visualización de películas en streaming o de retransmisiones en directo, grandes consumidoras de ancho de banda, además de ralentizar las descargas. Supondría una alternativa viable a la del cierre de la web en aquellos casos en que, al incluir otro tipo de contenidos como por ejemplo de tipo informativo, los jueces consideren inviable impedir por completo la conexión. “Es una medida menos severa pero igualmente efectiva para evitar el acceso ilícito a los contenidos ilícitos”, asegura Vidal.

Los operadores locales de telecomunicaciones, un sector significativo compuesto por más de 1.100 empresas en España, facilitan servicios de telefonía móvil y fija, con voz, datos y también conexiones de banda ancha en las que se añaden además contenidos audiovisuales, por lo que se ven directamente afectados por las descargas o visualizaciones online ilícitas.

La piratería se ha incrementado exponencialmente y en 2016 se han producido 4.128 millones de accesos ilegales a contenidos objeto de propiedad intelectual por valor de 23.294 millones de euros, según datos del observatorio de la piratería elaborado por la Coalición de creadores e industrias de contenidos. Una cantidad similar a algo más de un 2% del PIB de España de ese mismo año.

García Vidal ha señalado que la existencia de ‘paraísos digitales’ es una de las claves de este fenómeno, que afecta a todas las compañías de telecomunicaciones que distribuyen contenidos digitales de televisión, además de a los creadores de los mismos, dado que dejan de percibir derechos a la propiedad intelectual.

El presidente de AOTEC ha reconocido que se están haciendo avances en todos los frentes, tanto judicial como administrativo, tanto para erradicar la fuente de los contenidos digitales ilegales como para concienciar al ciudadano, señalando que en 2016 se produjo un descenso del 4,2% en el volumen de descargas.

En la actualidad, la principal medida que se solicita por parte de la fiscalía o las empresas denunciantes ante los tribunales es impedir el acceso a la página web desde la que se ofrecen contenidos ilícitamente, una acción muy efectiva aunque no siempre viable, por lo que desde AOTEC se considera que la bajada en la velocidad de conexión puede ser una solución válida para esos casos.