La fibra llega a Bruguete
La fibra llega a Bruguete

Burguete ya disfruta de fibra. Adamo ha encendido la red en este pueblo del Pirineo de Navarra que es paso obligatorio en el Camino de Santiago. Se encuentra en un conjunto histórico que ha sido declarado bien de interés cultural. Con sólo 242 habitantes y sin infraestructura de fibra óptica hasta ahora, es el tipo de municipio target de la operadora. La estrategia de la compañía de origen sueco es llegar donde no llegan otros operadores, a las zonas rurales o alejadas de la comunidad y con poca población. En Navarra esto significa que el municipio típico está normalmente en zonas aisladas o de montaña y tiene por lo general entre 100 y 500 habitantes. También ha encendido su red en Zubiri y en Espinal, otros pueblos remotos del Pirineo Navarro.

Adamo llega a estos municipios y a otros gracias a la apuesta realizada por Navarra para el impulso de la banda ancha y la vertebración territorial, a las medidas recogidas en el Plan Director de Banda Ancha de Gobierno Navarra, y a la colaboración tanto del Ministerio como de las entidades locales para reducir la brecha digital y facilitar la conectividad en el medio rural y en las áreas de actividad económica.

Para el despliegue en esta provincia, la operadora cuenta con el apoyo de su partner local Onena. Esta empresa navarra forma parte de la cartera de participadas de la sociedad pública navarra Sodena. Este proyecto pretende dotar a la comunidad con las telecomunicaciones y servicios más avanzados del país

Adamo anunció su ambicioso plan para Navarra en febrero 2018. Desde entonces lleva 40.000 hogares ya iluminados (aproximadamente 100.000 habitantes) Hay 20.000 nuevos hogares en construcción y otros 25.000 planificados para 2020. Además del despliegue residencial, Adamo también ha desplegado 18 polígonos industriales en 2019 y tiene previsión de continuar en 2020.