Oppo renueva su Communication Lab en asociación con Ericsson. Este centro de innovación se centra en la investigación de tecnología 5G de vanguardia, desde el front-end de RF subyacente, hasta las actualizaciones del protocolo de software, y hasta los ajustes locales y pruebas finales.

Dicho laboratorio garantiza que los smartphones de la marca sean de los primeros en implementar muchos de los últimos avances en tecnología 5G. También permite al fabricante jugar un papel relevante en el desarrollo y evolución de las tecnologías de comunicación a nivel global.

Oppo pone al día su Communication Lab.
Oppo pone al día su Communication Lab.

Contiene tres áreas principales: Laboratorio de Radiofrecuencia, Laboratorio de Protocolo y Laboratorio de Simulación de Red.

El laboratorio de simulación de redes -fruto de la colaboración entre Oppo y Ericsson-, refleja fielmente las redes de comunicación urbanas reales, puede simular redes 4G / 5G de diferentes operadores y proporcionar servicios de comunicación para hasta 10.000 dispositivos, pudiendo de esta manera probar los requisitos previos necesarios antes de la comercialización 5G en cualquier área del mundo.

Además, Oppo cuenta con un laboratorio de radiofrecuencia y un laboratorio de protocolos, este último gestionado conjuntamente con Keysight. En él se ayuda a los técnicos en la realización de investigaciones relacionadas con el consumo de energía, las pruebas de regresión y los lanzamientos de nuevas funciones, ayudando a impulsar la innovación desde distintos enfoques. Como ejemplo, el laboratorio está llevando a cabo investigaciones relacionadas con la próxima primera gran evolución del estándar 5G, Release 16, que es más respetuoso con el medio ambiente gracias a la eficiencia de comunicación mejorada entre teléfonos inteligentes y redes, que reduce el consumo de energía de los teléfonos inteligentes y las estaciones base.

Gracias a esta apuesta por la investigación y a sus alianzas, el fabricante ha logrado importantes hitos en 5G en todo el mundo. Ya en 2018, realizó con éxito la primera videollamada 5G del mundo utilizando tecnología de estructura 3D; en 2019, la serie Reno se convirtió en el primer teléfono inteligente con 5G disponible comercialmente en Europa; y en 2021, junto con Vodafone, Qualcomm y Ericsson lograron la comercialización de la primera red 5G independiente (SA) de Europa.