La digitalización de la sociedad y los altos niveles de exigencia de los usuarios -que demandan una experiencia satisfactoria, con acceso seguro y de alta velocidad-, suponen para los departamentos de TI un auténtico reto a la hora de gestionar entornos de redes cada vez más complejos.

Ante este desafío, la nube se presenta como una aliada a la hora de controlar y organizar las infraestructuras empresariales. Pero hay que elegir el proveedor adecuado.

RUCKUS- CommScope analiza, en este documento, las claves para una gestión de redes en la nube óptima.