Las 3 C de la 5G para maximizar el valor de SASE.
Las 3 C de la 5G para maximizar el valor de SASE.

Las tendencias aceleradas por la pandemia han supuesto importantes desafíos a nivel de redes y de seguridad: la expansión de la fuerza de trabajo remota, una mayor dependencia de la infraestructura de la nube y la exigencia de conectar a los usuarios finales de forma segura en cualquier lugar con cualquier aplicación. Las alternativas tradicionales sustentadas en redes cableadas rígidas e infraestructura local no pueden lidiar adecuadamente con estas necesidades. Esto ha llevado a una rápida expansión de la demanda de soluciones de Secure Access Service Edge (SASE), de modo que las empresas pueden cambiar la infraestructura de redes y seguridad hacia una plataforma nativa de la nube que se puede entregar "como servicio". Si bien las redes y la seguridad convergentes ofrecen a las empresas una solución prometedora, destaca que todavía existe una discordancia considerable entre las percepciones de las empresas sobre "lo que SASE podría hacer" y la realidad de "lo que SASE es actualmente capaz de lograr".

Es evidente que la mayoría de los servicios permanecen en sus primeras etapas de convergencia, y se requiere una consolidación significativa antes de que se pueda proporcionar el verdadero valor de SASE a las empresas. “La consolidación y la convergencia son esenciales para impulsar la propuesta de valor y realinear la percepción con la realidad. Las tres áreas donde esto será vital estarán dentro de la red troncal privada, la arquitectura de confianza cero (Zero Trust) y la visibilidad del panel único. Estas facetas de SASE serán fundamentales para generar atractivo en las empresas”, explica Reece Hayden, analista de investigación de conectividad empresarial y computación distribuida y perimetral en la consultora. “En los próximos años, será interesante ver cómo los proveedores cierran estas brechas. Abi Research predice que una combinación de fusiones y adquisiciones, desarrollo orgánico y asociaciones generará un mayor valor a corto, medio y largo plazo”.

Los proveedores se dividen entre aquellos con experiencia en ciberseguridad y aquellos con experiencia en redes, y aún se requiere el desarrollo de ambas partes

Los proveedores se dividen entre aquellos con experiencia en ciberseguridad y aquellos con experiencia en redes, y aún se requiere el desarrollo de ambas partes. Sin embargo, ciertos proveedores han demostrado más integridad y convergencia que otros. , por ejemplo, es una empresa pionera con su red troncal privada y su convergencia nativa de la nube.

Numerosos factores implicarán que, a largo plazo, los proveedores de servicios gestionados (MSP, siglas del inglés Managed Service Providers) estarán en la mejor posición para beneficiarse de SASE. Según Hayden, "el papel de los MSP como asesores de confianza y la prestación de servicios gestionados de extremo a extremo supondrá que las empresas, especialmente las pymes, acudan a los MSP después de que se desvanezca el período de dependencia del proveedor". Esto se producirá especialmente en las empresas de telecomunicaciones que buscan ofrecer una "ventanilla única" para la gestión de servicios subyacentes (red celular) y superpuestos (SASE).

Es probable que la convergencia de SASE y 5G tenga importantes sinergias de rendimiento, ya que llevar la seguridad al borde de la red permitirá a los usuarios finales habilitados para 5G acceder de forma segura a las aplicaciones. Al mismo tiempo, la arquitectura de un solo paso de SASE ayudará a cumplir de forma segura las promesas de rendimiento de 5G. Pero es poco probable que estas dos tecnologías adyacentes puedan integrarse a la perfección, ya que sus diferencias arquitectónicas centrales significan que la integración solo puede tener lugar mediante la reconstrucción de SASE en los estándares 5G. Actualmente, solo la 'Malla de ciberseguridad inteligente' de parece prometer una integración completa del núcleo 5G.

Es probable que la convergencia de SASE y 5G tenga importantes sinergias de rendimiento

La perspectiva dentro del mercado SASE es positiva, pero aún se deben superar ciertos obstáculos de consolidación y convergencia para que los proveedores y los MSP puedan maximizar la propuesta de valor de su solución. Hayden observa: “Las pymes serán las primeras en adaptarse, ya que su dependencia de las aplicaciones en la nube se presta a esta arquitectura. Para muchas empresas más grandes, la adopción será mucho más lenta ya que las restricciones de la nube, los requisitos para la infraestructura de seguridad local y los cuellos de botella significativos en la implementación significan que, en la actualidad, las soluciones no están listas y la propuesta de valor de SASE sigue sin probarse”.

Las pymes serán las primeras en adaptarse, mientras que las grandes empresas tendrán una implementación más lenta

Abi Research predice que, dentro de 3 a 5 años, las empresas más grandes comenzarán el proceso de adopción de SASE, a medida que surjan soluciones híbridas de un solo proveedor, totalmente convergentes entre proveedores y MSP. “Esto significa que, dado que las oportunidades de SASE son amplias, todas las empresas, independientemente de su tamaño, deben tratar de realinear las expectativas con la realidad y vigilar este mercado subdesarrollado, pero en constante evolución”, concluye el analista.