Cómo el uso inteligente de los datos puede acelerar la transición a los vehículos eléctricos

Publicado el 12 May 2023

Valentín Pinuaga, director general de Hitachi Vantara en España.

¿Es necesario aumentar el número de puntos de recarga para abastecer el incremento de vehículos eléctricos? Aunque es evidente que se necesitan más cargadores en algunas ubicaciones, si queremos alcanzar nuestros objetivos colectivos de cero emisiones netas, primero debemos ser más eficaces a la hora de evaluar las necesidades y la futura demanda de la infraestructura de recarga.

La presión para aumentar el número de estaciones de recarga no cesa ante un creciente protagonismo de los vehículos eléctricos. Como evidencia, el Parlamento Europeo avaló en febrero la prohibición de la venta de coches de gasolina y diésel en 2035 y la reducción de la mitad de sus emisiones en 2030 en todos sus Estados Miembros.

Sin embargo, los resultados de España presentados por Anfac en el tercer trimestre de 2022 son ciertamente preocupantes. Actualmente, deberíamos contar con más de 45.000 puntos de recarga para alcanzar los objetivos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, pero solo contamos con alrededor de 16.500 puntos de recarga.

Estos puntos de recarga tampoco tienen un mapa oficial para identificarlos, una necesidad que ya ha sido contemplada por el Consejo de Ministros que, a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), aprobó en marzo de 2022 un real decreto para iniciar la elaboración de un ejemplar que cuente con información adicional como los precios o bien la autonomía.

Los datos como medio para impulsar los vehículos eléctricos

Recientemente se ha sabido que en España exportamos el 87% de las infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos que fabricamos en territorio nacional, según la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica (Aedive).

En un contexto como el actual, necesitamos mecanismos inteligentes para medir el uso y las tendencias que nos garanticen que la infraestructura de recarga pueda aumentar en nuestro país junto a la demanda. Para ello será necesaria la colaboración entre las empresas, las administraciones locales y los proveedores de energía, así como especialistas en datos para respaldar el trabajo y aportar las claves de la cooperación.

En este contexto los datos son el ingrediente vital que proporcionará los conocimientos necesarios para acelerar la transición al vehículo eléctrico. Yendo un paso más allá, compartir estos datos públicamente (como el código abierto) ayudará a innumerables investigadores, formuladores de políticas y otras partes interesadas clave.

Caso de Optimise Prime

Este fue el enfoque adoptado con Optimise Prime, un reconocido ensayo de flotas de vehículos eléctricos de toda Europa que se puso en marcha hace dos años y ha llegado recientemente a su fin.

El proyecto, ha recopilado datos de 8.000 vehículos eléctricos de múltiples empresas, como Uber, Centrica o Royal Mail utilizando la tecnología IoT de Hitachi Vantara para realizar un seguimiento de la actividad de recarga en almacenes, hogares y carreteras, y crear lo que se convertiría en el mayor conjunto de datos de vehículos eléctricos comerciales del mundo hasta la fecha.

A través de estos valiosos datos, el estudio fue capaz de proporcionar información sobre muchos aspectos, desde la presión impuesta sobre los cables y subestaciones que entregan electricidad, hasta las empresas que deben invertir en nuevas infraestructuras. Además, los datos obtenidos gracias a la investigación ayudarán a los propietarios de flotas a mejorar su gestión. Por ejemplo, le ayudará a tomar mejores decisiones sobre el ritmo al que deben cambian a vehículos eléctricos.

Y lo que es más importante, el conjunto de datos está a disposición del público, lo que permite a planificadores urbanos, ingenieros de redes eléctricas y operadores de vehículos prepararse mejor para la transición hacia el transporte eléctrico, así como las soluciones de carga más eficientes. Estarán mejor informados sobre cómo y cuándo elegir entre opciones de carga rápida para sus depósitos o carga por goteo, que puede tener lugar durante la noche cuando hay menos demanda de electricidad.

En definitiva, para una óptima transición a los vehículos eléctricos, no basta con añadir más estaciones de carga, sino que el reto requiere examinar una serie de datos críticos, como pueden ser el coste, la demanda de energía o las barreras, todo lo cual puede obstaculizar la adopción si no se comprende y se tiene en cuenta.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

P
Valentín Pinuaga

Artículos relacionados

Artículo 1 de 4