Polémica sobre la continuidad del centro de Ericsson en Bilbao

Ericsson desmiente que se vaya a proceder a la clausura del centro señalando que no va a haber cierre, pero sí reducción de plantilla.

Publicado el 11 Mar 2002

Las aguas andan revueltas en el centro tecnolgico de Ericsson en Bilbao, conocido como BTC, que la compaa tiene ubicado en el Parque Tecnolgico de Zamudio.

Despus de que la compaa anunciase el recorte de la plantilla de este centro en ms de un 50 por ciento, el comit de empresa del centro, a travs de su presidente, Salvador Jimnez, ha dado la voz de alarma sobre la situacin que atraviesa y afirmado que estamos convencidos de que se quieren deshacer del centro poco a poco, de forma que no se note y no se haga mucho ruido.

Por su parte, Ericsson desmiente que se vaya a proceder a la clausura del centro sealando que no va a haber cierre, pero s reduccin de plantilla. Concretamente, se proceder a la no renovacin de los contratos temporales. Se van a quedar 116 trabajadores de los 320 que hay en la planta, asegura la compaa.

La firma sueca reconoce que el sector est sufriendo un proceso de ajuste a nivel mundial y que Ericsson no es ajena a dicha situacin. Y es en este contexto en el cual tiene que realizar el ajuste en el centro bilbano. Como medida paliativa, la firma seala que ha puesto en marcha un plan para ayudar a los empleados despedidos a buscar salida, porque somos conscientes de su altsimo nivel de formacin.

Por su parte, Jimnez piensa que Ericsson no va a decir que quiere cerrar el centro y muestra sus escepticismo sobre la favorable evolucin de esta situacin basndose en anteriores decisiones de la entidad relacionadas con despidos a escala internacional. Segn su experiencia, cuando hace un ao la firma realiz una reestructuracin de su plantilla a nivel mundial, asegur que no alcanzara a nuestro pas y un par de meses despus se vieron afectados 70 empleados eventuales, dice Jimnez.

Antes de llegar a la situacin actual, comenta el presidente del comit de empresa, parece que se buscaron otras soluciones y apunta hacia la bsqueda de un posible comprador durante el mes de septiembre del pasado ao. La operacin no cuaj y en noviembre se puso en marcha el plan de ajuste. Jimnez cifra el nmero de trabajadores en 340 de los que se quieren quedar con 160, cifras que no coinciden con las aportadas por Ericsson.

Otro aspecto que resalta el portavoz de los trabajadores del centro es que el Gobierno Vasco les proporcion ayudas, cifradas por la propia compaa en 4,8 millones de euros, supeditadas a que Ericsson realizara inversiones y generara empleo en la zona. La queja de Jimnez es muy clara ahora que lo han creado van y nos echan a la calle. Han cumplido la ley pero el Gobierno Vasco debe pedirles responsabilidades.

Adems de reunirse con los responsable de la compaa para negociar, el comit de empresa ha iniciado medidas de protesta con la convocatoria de paros de cuatro horas todos los viernes y una serie de jornadas de huelga que se han sucedido a lo largo de febrero pasado y que tienen previsto continuar durante este mes.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

R
Redacción RedesTelecom

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5