La Wi-Fi no funciona bien en los hogares españoles.
La Wi-Fi no funciona bien en los hogares españoles.

La mayoría de los usuarios de Internet de nuestro país han sufrido alguna vez problemas relacionados con la Wi-Fi, según un estudio realizado por devoloen julio de 2021 que refleja el estado y la percepción de los españoles respecto a su conexión a Internet en el hogar. El objetivo de dicho estudio es constatar la importancia que los españoles otorgan a la calidad de su conectividad inalámbrica, así como identificar los problemas de señal más habituales y sus diversas causas, y por supuesto las mejores soluciones para garantizar que esta red doméstica sea lo más estable, amplia y rápida posible.

Un 93,2% ha tenido problemas con su Wi-Fi en algún momento y el 61,3% desconoce el porqué

Ralentizaciones al navegar, molestas interrupciones al ver una serie en streaming, videollamadas que se entrecortan... Si la señal de Wi-Fi llega de forma débil a nuestro dispositivo, es habitual que se produzcan este tipo de inconvenientes. Un 93,2% de los encuestados respondió que ha tenido problemas con su Wi-Fi en algún momento, y muchas de estas personas que han tenido problemas de conexión declaran que desconocen las causas (61,3%).

Si la conexión es demasiado lenta, es posible que se deba a que el dispositivo está demasiado lejos del router, o a que las paredes o muebles que hay en medio obstaculizan la señal. Muchos usuarios recurren a la instalación de un repetidor de señal para atajar este problema, aunque por lo general la mejor solución es utilizar adaptadores Powerline, especialmente en viviendas espaciosas.

Y es que Internet ya es imprescindible para la mayor parte de la población española. Tanto para el ocio como para todo tipo de tareas cotidianas en esta era de la digitalización, tener una conexión a Internet en el hogar se ha convertido en una necesidad básica para los españoles, y solo un 1,9% declara que podría vivir sin Internet según la encuesta. De hecho, la mayoría considera que tener red Wi-Fi en casa es tan importante como el agua o la electricidad: un 98% de los encuestados afirma que Internet es imprescindible para el hogar, una cifra que casi alcanza la del 99% que no podría vivir sin agua y la del 100% que no podría vivir sin electricidad.

Aplicaciones que sufren más problemas

¿Hay aplicaciones que dan más problemas que otras? El estudio realizado por devolo indica que los encuestados son más propensos a padecer problemas relacionados con la Wi-Fi al navegar por Internet, realizar videollamadas y videoconferencias, y utilizar plataformas de streaming de vídeo como las populares Netflix, Prime Video y HBO. Por el contrario, consideran que los usos en los que menos problemas de conexión se dan son por lo general la descarga de archivos, envíos de emails, aplicaciones de redes sociales o reproducción de música por streaming.

Para un 65% de los encuestados, la mejor solución es la estabilidad de conexión

Estas conclusiones son lógicas, ya que el streaming audiovisual y las videollamadas requieren una carga mayor de transmisión de datos para mostrar tanto la imagen como el sonido de forma constante y fluida. La navegación también puede presentar problemas, aunque depende en gran medida de la web en cuestión, ya que algunas incluyen vídeos, animaciones y otros elementos, y por lo tanto son más exigentes a la hora de cargarlas.

Cuando se produce un problema con la conexión a Internet, hay que tener en cuenta las soluciones técnicas disponibles. Los usuarios aprecian fundamentalmente toda solución que permita ampliar la capacidad de cobertura de su red Wi-Fi, y que les permita desplazarse por su casa libremente sin temor a perder la señal en cualquier momento. También valoran mucho las medidas que mejoran la estabilidad de conexión: un 65% de los encuestados cree que esta característica es la más importante.