Ibermática se lanza al mundo de la Inteligencia Artificial

La compañía pondrá su conocimiento en este ámbito a disposición de los intereses públicos y privados, para solucionar problemas de alta complejidad.

Publicado el 22 Sep 2009

A partir de este año, Ibermática apuesta por la creación de un nuevo Área de Conocimiento, que tiene como objetivo primordial poner a disposición pública y empresarial la potencia de los últimos avances en la rama tecnológica denominada ‘Inteligencia Computacional’, en sus vertientes de Redes Neuronales, Programación Evolutiva, Sistemas Expertos y Lógica difusa. Mediante esta nueva línea de negocio, la compañía ofrecerá a sus clientes soluciones sencillas y rápidas a problemas tradicionalmente muy complejos de resolver por métodos de programación más clásicos.

Cabe destacar que la historia de la Inteligencia Artificial (actualmente denominada Inteligencia Computacional) es, en palabras de los profesionales, “un vaivén de expectativas y decepciones”. En los años sesenta, se creó, desde el mundo académico, una burbuja desmesurada de publicidad en favor de las posibilidades de la Inteligencia Artificial, que fue poco a poco desinflándose a medida que dichas técnicas se intentaron traducir al mundo productivo real. Sin embargo, en los últimos cinco años, el auge de estas técnicas está creciendo de forma exponencial, debido principalmente al enorme incremento de la velocidad de proceso y almacenamiento masivo de los sistemas actuales, así como a la cada vez mayor demanda del tratamiento de grandes volúmenes de información de forma automatizada.

Este contexto ha impulsado que Ibermática apueste, desde este año, por la creación de un nuevo Área de Conocimiento, que tiene como principal objetivo poner a disposición de las empresas y organismos públicos la potencia de los últimos avances en esta rama tecnológica, en sus vertientes de Redes Neuronales, Programación Evolutiva, Sistemas Expertos y Lógica difusa. Estas corrientes se han estado utilizando mayoritariamente para soluciones académicas, con poca integración en los flujos y procesos empresariales y, sin embargo, dan soluciones sencillas y rápidas a problemas tradicionalmente muy complejos de solucionar por métodos de programación clásicos.

Los responsables de la compañía han destacado que, como parte integral de los servicios de este nueva área, se oferta soporte funcional y técnico a otros departamentos internos y a clientes finales que necesiten implementar soluciones complejas, tanto a través de formación en esta nueva tecnología a personal interno de Ibermática, como mediante la confección de análisis, diseño y realización de proyectos de Inteligencia Artificial a clientes finales, bajo la figura de soluciones a medida.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

Redacción

Artículos relacionados

Artículo 1 de 4