“No dar valor añadido alrededor del servidor es transformarlo en una commodity”

Sergio Reiter, responsable de servidores Primergy de Fujitsu Technology Solutions, explica cómo se han propuesto alcanzar medio millón de unidades de servidores vendidas en 2011.

Publicado el 29 Jul 2009

Cristina López

Qué papel juega el área de servidores ante los cambios acometidos en la estrategia
de Fujitsu?
La compañía se ha adaptado al nuevo entorno económico y el papel de los servidores ha tomado un gran protagonismo. Bajo la estrategia de Dynamic Infrastructure, nos hemos propuesto ofrecer una estrategia de valor muy amplia para que el cliente disponga de un servicio completo asociado al servidor y éste deje de relacionarse exclusivamente con el término de hardware. Los servicios que se ofrecen se dan a todos los niveles: desde fabricar nuestro propio hardware a ofrecer consultoría o servicios gestionados. Uno de los puntos clave para potenciar el área de servidores ha sido apostar por que la fabricación de equipos se realice en Alemania, donde contamos con varias fábricas. El hecho de que el I+D esté en Europa ha sido el espaldarazo definitivo para favorecer el segmento de servidores, lo que no impide que sigamos nutriéndonos de la ingeniería japonesa, que ha sido crucial para el diseño de equipos de menor consumo y más velocidad. Ejemplo de todo lo anterior son nuestros blades BX 900 S1, unas máquinas fruto de la nueva estrategia y que están totalmente orientadas a las necesidades del cliente, siendo las más densas de las soluciones de su tipo al contar con 18 blades en 10 U y que cumple con las premisas de la compañía en cuanto al diseño de máquinas con consumos por debajo de la competencia y control de temperatura avanzada.
Se puede decir que uno de los pilares de nuestro valor añadido es precisamente la reducción del consumo de los equipos, lo que conocemos como cool save, una gestión inteligente de la refrigeración del sistema, que se traduce en ventajas para la máquina como alargar la vida del servidor, aumentar el ahorro energético o simplificar la gestión del mismo.

¿Cómo han afectado estos cambios de Fujitsu a nuestro país?
El cometido principal es tranquilizar a los clientes, que no deben ver nuestra nueva estrategia como un cambio, sino como un proyecto de continuidad con líneas de evolución. La continuidad queda garantizada, sólo se ha cambiado el formato. Las máquinas van a seguir teniendo los mismos principios y características, otra cosa es que la evolución haya sido rápida, como en el caso de los servidores blade BX 900.
En Fujitsu hablamos de continuidad porque la familia Primergy lleva varios años destacando; en el primer trimestre de 2007, por ejemplo, ocupaba la tercera posición con una cuota de mercado de más del 11 por ciento. Ahora el reto está en cumplir objetivos de ventas, en este sentido, a nivel internacional nos hemos fijado llegar a vender 500.000 unidades hasta 2011, mientras que en España la apuesta es superar los 2.000 servidores al trimestre, para ello nos apoyaremos principalmente en las dos familias que incorporan los nuevos procesadores de Intel Nehalem- EP, es decir, la S5 de racks y el blade BX 900.

Esto sí que es una novedad, porque históricamente ustedes han sido más fuertes en torres…
Es cierto, históricamente hemos sido más fuertes en servidores torres que en servidores racks, destacando con el TX 150 o el TX 200; sin embargo, desde 2007 hemos evolucionado hacia marcas de más valor como los racks y con los blades y hemos aumentado la venta de máquinas con mucha entidad, como ha sido el caso de los servidores de 2U del RX 300.

¿Actualmente qué aportan los servidores torres en ventas frente a los otros?
Te puedo indicar las ventas en unidades de 2008 en España que se repartieron de siguiente modo: los servidores torre representaron el 56,3 por ciento, los racks e 36,3 por ciento y los blades el 7,4 por ciento. La entrada de un nuevo jugador en el segmento de los x86, como es el caso de Cisco hace cuatro meses ¿cómo les afectará dentro del mapa de reparto del mercado español de servidores blade?
Además de ser un partner nuestro, Cisco se caracteriza por contar con una tecnología muy interesante, de ahí que deba ser tenido en cuenta en cualquier negocio donde entre. Sin embargo, no creo que vaya a ser un competidor ‘peligroso´ a corto plazo por varios motivos: primeramente, porque el mercado de los servidores evoluciona lentamente en comparación con otros sectores tecnológicos, de manera que un cambio en el mapa de servidores nunca es inmediato y a Cisco le queda un largo recorrido hasta hacerse un hueco. Si tuviera que comparar nuestros servidores con los de Cisco te diría que la densidad de sus equipos no es muy llamativa, pero la conectividad es muy buena, mientras que nosotros le superamos también a nivel de consumo, donde nuestras máquinas están especialmente avanzadas. Más allá de Cisco, el mayor problema del mercado de cara al cliente no es un nuevo jugador, sino que las marcas existentes no se especialicen en dar un valor añadido a su hardware. Compañías como Dell están cayendo en no dar valor añadido alrededor de un servidor y están transformando el servidor en una commodity y al final no dan lo que se pide. A un servidor hay que dotarle de muchos más elementos, el hardware puro y duro no funciona ahora, piensa además que el que ofrece valor añadido como la consultoría es el que controla el proyecto, asesora en la instalación, es decir, maneja todo el proceso de puesta a punto, que es lo que el cliente quiere.
Y la compra de Sun Microsystems por parte de Oracle…
Sun Microsystmes siempre ha tenido mucho prestigio en el mundo
del hardware, pero asociada a Oracle, se crean en el mercado muchas dudas sobre cómo evolucionará. Es solo mi opinión, pero considero que los clientes mantienen cierta incertidumbre sobre cómo evolucionará la pata de hardware de Sun Microsystmes bajo el ala de Oracle y entiendo que les preocupa que se garantice la continuidad de ese negocio. El punto más decisivo es saber si Oracle está solamente interesada en Solaris y Java, o si también le interesa el negocio de SPARC y de procesadores, algo que supone una continuada y fortísima inversión en I+D si se quiere mantener en las primeras posiciones, aquí es donde está la indefinición que vive Sun Microsystems.

¿Le afecta este panorama en algo a Fujitsu en la fabricación de servidores SPARC?
En principio no, SPARC es una arquitectura de RISC abierta cuyo sistema operativo es Solaris y nosotros estamos muy bien situados en este segmento. Tanto si Sun
Microsystems sigue en el negocio de servidores como si no, Fujitsu seguirá en su línea y, ahora mismo, es muy buena, piensa que en estos momentos contamos con SPARC
Venus, el CPU más rápido del mundo desarrollado por Fujitsu. Ustedes tienen tres líneas de servidores (estándares, SPARC y de misión crítica), ¿cuál es el producto más demandado por los clientes españoles y cuántas unidades vendieron de él en 2008?
El producto que más vendido ha sido un rack, concretamente el modelo PRIMERGY RX 300 de 2 U y dos procesadores. El año pasado se vendieron un total de 1.300 unidades en España. Para este año la tendencia será la misma y aunque el mercado no está para crecer debido a la crisis, será uno de los modelos más demandados junto con los blades. Elementos ecológicos, novedades en cuanto a procesadores y ofrecer prestaciones propias de un servidor de gama alta a precio de un equipo económico son los tres pilares de la estrategia de todos los fabricantes, ¿hay alguna otra novedad a la hora de lanzar ofertas?
De partida quiero dejar claro que, en el caso de Fujitsu ‘green IT´ no es una moda, sino una vocación dentro de la compañía desde sus orígenes. En este sentido, los ratios de la EPA (la eficiencia de la fuente de alimentación) los mejores históricamente han sido los nuestros, aunque todo el mundo se suba ahora al carro de la eficiencia energética. Al margen de los puntos que señalas te diría que el elemento principal es la utilización de tecnologías estándares. En el caso de los blades BX 900, por ejemplo, no tiene un sistema de toberas sino un sistema de ventilación estándar. Los servidores estándares con los nuevos Nehalem-EP pueden consumir menos consumo y tener más rendimiento, sin suponer más inversión en I+D para los fabricantes porque se nutren de mucha tecnología estándar que ya ha sido probada. El mes pasado lanzaban el TX100 S1 y la idea era precisamente dar altas prestaciones a precio de PC, ¿cómo se consigue eso sin que nadie salga perdiendo?
Un servidor siempre tiene una capacidad de ampliación muy grande, lo que unido a unos precios muy agresivos lo convierte en un producto irresistible. En cualquier caso, poner el precio de un servidor similar al de PC no es una idea nuestra, sino que ha sido una tendencia marcada por el propio mercado. El precio de los servidores ha caído fuertemente en la gama de entry level hasta llegar a ser equiparable con el del PC, pero cualquier máquina mantiene unas buenas características.
Hablaba antes de la fuerte inversión que se requiere en hardware, ¿cómo se cuadran cuentas cuando hay que ajustar la partida en I+D con ingresos tan bajos al vender a precios propios de un PC?
Al final se cuadran cuentas porque el precio de PC se aplica al modelo de entry level que es cien por cien un producto estándar, donde ya está todo inventado. El I+D se suele aplicar a mejorar los sistemas de alimentación, refrigeración, etcétera, de manera que la inversión en los modelos de entry level se compensa con la cantidad de unidades vendidas.

¿Hacia donde irán las próximas novedades?
La evolución irá hacia las máquinas blades. Nuestro BX 900 va a incorporar nuevos elementos de conectividad, incluyendo Gigabits en la parte de comunicaciones; en densidad también ganará, se lanzará el servidor de cuatro vías del Nehalem- EP… y lo mismo pasará con las máquinas racks y en las torres. Creemos que el equipo que más potencial tiene es el BX 900, que ya está adaptado para incluir el disco en estado sólido (los hot blug), de manera que todos nuestros blades pueden usar ya estos discos en RAI y tenerlos perfectamente integrados, aunque todavía no se están comercializando.
En los últimos meses han presentado muchas novedades ¿qué nivel de inversiones mueven para mantener este ritmo de lanzamientos?
Este año hemos lanzado dentro de la familia S5 los servidores RX 300, los RX 200, los TX 200 y los TX 300, todos ellos con procesador Nehalem-EP, además del blade BX
900 y del servidor TX 100 S1 como servidor entry level. También hemos puesto en el mercado la nueva familia de almacenamiento Eternus.
En realidad, aunque la cartera de nuevos productos es amplia la inversión ha sido pausada, porque el período de producción de un equipo desde que se diseña el chasis hasta que sale al mercado puede ser de dos años. En cuanto a inversiones, no te puedo dar una cifra desglosada para servidores pero te puedo decir que el año pasado se invirtieron 300 millones de euros en I+D.

¿Se ralentizará la puesta en el mercado de servidores hasta que Intel saque un nuevo procesador o se han marcado una hoja de ruta diferente desde Fujitsu?
En parte sí que es cierto que todos los grandes fabricantes ajustan la comercialización de equipos a las novedades de los chipsets, pero también estamos trabajando en mejorar elementos como el cool save, el formato de máquinas, cambiar las rejillas y la toma de aire.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

Redacción

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5