Llueve sobre papel mojado

Publicado el 22 Nov 2002

El Plan Info XXI no funciona. El conjunto de iniciativas agrupadas bajo este ambicioso paraguas tecnolgico ha hecho aguas prcticamente desde el momento mismo de su nacimiento, a bombo y platillo en enero de 2001, como no slo anticiparon destacadas personalidades y representantes de empresas e instituciones del sector, sino como tambin dictaba el sentido comn vistas las metas y los recursos puestos a sus servicios para alcanzarlas.

La letra era atractiva y pegadiza 300 proyectos a desarrollar e impulsar por distintos ministerios de forma coordinada en los que se invertiran cerca de 5.000 millones de euros en tres aos; pero la msica no le ha acompaado porque, en ningn momento, el Plan ha dado la sensacin de ser otra cosa que papel mojado.

La llegada al ministerio de Ciencia y Tecnologa de su nuevo titular ha abierto las puertas a una serie de reformas que, a todas luces, no resultaban nicamente necesarias, sino persistentemente reclamadas desde la industria y la propia sociedad espaola, cada vez ms consciente de la relacin directa entre el grado de desarrollo de las Tecnologas de la Informacin y el aumento del nivel y calidad de vida.

Josep Piqu ha aplicado a este problema, que bien podra calificarse de cuestin de Estado, el tan conocido seny cataln. Desde el ministerio se reenfoca la cuestin intentando encontrar el equilibrio entre la participacin de la Administracin y la iniciativa privada, sin olvidarse de buscar la necesaria financiacin ni renunciar a dinamizar la venta de PCs, hoy un tanto estancada, adoptando medidas que contribuyan a facilitar su entrada en los hogares espaoles, todava muy lejos de alcanzar las cotas de informatizacin de sus equivalentes europeos.

En la revisin del Info XXI la msica vuelve a sonar bien, pero la letra sigue sin terminar de rimar. Como su predecesor, adolece de problemas de financiacin, cuestin particularmente peliaguda cuando el Gobierno defiende el dficit cero como santo y sea su gestin; por no hacer sangre del hecho de que el mayor valedor de esta reforma, Josep Piqu, dejar pronto, muy pronto, las riendas ministeriales para entrar de lleno en la batalla por la Generalitat Catalana.

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu opinión es importante para nosotros.

R
Redacción RedesTelecom

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5